domingo, 15 de noviembre de 2009

MENÚ DE DOMINGO CON GLAMOUR: SALMÓN AL HORNO Y PASTELILLOS DE PATATA Y TOMILLO

¿Qué ha sido de aquella época en la que los Domingos todos se enfundaban sus mejores galas y salían a pasear después de misa? ¡¡Cómo ha cambiado la vida!! Los Domingos se han convertido en los días del chándal y de la ropa cómoda, los días de la cara lavada y la cómoda coleta, (del futbol, las motos, la F1....), mientras nos afanamos en preparar comidas y ropa para la semana que comienza.

¿Dónde se ha quedado el Glamour?

Pues yo te lo voy a decir. MI GLAMOUR está de lunes a sábado, conjuntadísimo sobre mis tacones (que tiene mérito, oye, porque trabajo en el casco antiguo "adoquinao" y no veas los tobillos), con las manos "enjoyadas" y una buena capa de maquillaje y raya en el ojo, para disimular lo cansada que estoy..... y funciona, pero para las que no acostumbran, confieso que esto de maquillarse tan temprano o en el coche tiene sus riesgos...... y alguna vez he llegado con la cara pintada como una puerta (jajajajajajajaja). En fin, ¡lo que cansa el glamour!

Vamos que prefiero poner glamour en mi mesa de domingo antes que quitarme la coleta. Hoy toca un 2x1: sólo ofrecer unos aperitivos antes de este plato de salmón con guarnición y ya tenemos el menú del Domingo, festivo y elegante como antaño. He de destacar que este salmón al horno lleva una salsa ¡¡de morirse!!, plato digno de cualquier restaurante de postín. Y la guarnición, que se hornea junto con el salmón, es bien sencilla de hacer y muy aromática al comer.

Apuntad la receta, que luego en Navidad no sabemos que poner.
(Nota: aptísima para niños)

SALMÓN AL HORNO Y PASTELILLOS DE PATATA Y TOMILLO 4-6 p.
Para el salmón:
1 lomo de salmón sin piel
zumo de limón, sal, pimienta
2 Cucharadas de hierbas picadas
2 Cucharadas de aceite de oliva
1 cebolla
1 ajo
2 perejil
1 tomate
1/8 de vino blanco
aceite de oliva
sal
3 Cucharadas de crème fraîche (o nata de cocinar en su defecto)
cayena al gusto

Para los pastelillos de patata y tomillo (12 unidades):
400 gr. de patatas harinosas (para cocer)
sal
100 gr. de almendras molidas
1 huevo (M)
50 gr. pan rallado
150 gr. de Creme fraîche
1 Cucharada de tomillo fresco

EL SALMÓN:
Hacemos un corte longitudinal al salmón en su parte más gruesa, sin llegar al fondo, para que se nos cocine de manera más uniforme. Mezclamos zumo de limón, sal, pimienta, las hierbas y el aceite y con esa pasta untamos el lomo por ambos lados y lo colocamos en una bandeja apta para el horno. Pelamos el tomate, lo cortamos en cubitos y reservamos.

En una sartén preparamos un sofrito: en un poco de aceite rehogamos la cebolla y el ajo picaditos junto con el perejil. Cuando la cebolla esté tierna, vertemos el sofrito sobre el salmón y añadimos los cubitos de tomate. Añadimos el vino y cubrimos la fuente con papel de aluminio.

Introducimos en el horno precalentado a 190ºC y horneamos durante 30-40 minutos. 10 minutos antes de terminar retiramos el papel de aluminio.

Cuando ya esté horneado, pasamos las verduras y el caldo obtenido a un recipiente y las trituramos. Le damos un hervor para que se reduzca (pueden ser 1-2 minutos de microondas) y antes de servir añadimos la crème fraîche. Si no hay niños, recomiendo un toque de cayena en la salsa.

Este último paso es optativo. Siempre se puede servir el salmón con sus verduritas tal cual sale del horno, pero yo recomiendo servirlo con la salsa y garantizo un plato de restaurante.


LOS PASTELILLOS:
Lavar, pelar y trocear las patatas. Las ponemos en una cacerola cubiertas al ras de agua y le añadimos 1/2 cucharadita de sal. Ponemos a cocer hasta que estén tiernas. Escurrimos las patatas y las hacemos puré, bien con la herramienta indicada para ello, bien con un tenedor, bien pasándolas por el chino con el cedazo grueso (nunca con la batidora, nos quedaría chicloso). Dejamos que se enfríen.

Mientras, en una sartén de fondo grueso, tostamos las almendras molidas, con cuidado de que no se quemen, hasta que estén doraditas y las reservamos en un plato. Añadimos a las patatas el huevo, el pan rallado, la creme freîche, las almendras y sazonamos a gusto. Hay que mezclarlo todo muy bien hasta obtener una masa homogénea. Finalmente añadimos el tomillo y mezclamos de nuevo.

Untamos unas flaneras individuales (de aluminio mismamente) con algo de aceite y repartimos la masa obtenida entre los 12 recipientes. Untamos la superficie de cada pastelillo nuevamente con un poco de aceite de oliva y los colocamos en una bandeja de horno. 20 minutos antes de que termine el pescado, introducimos la bandeja en la guía inferior de nuestro horno durante 10 minutos. Sacamos la bandeja y la volvemos a introducir en la guía superior de nuestro horno, por encima del pescado, durante otros 10 minutos.

Si nos gustan más doraditos podemos darles un golpe de grill.

1 comentario:

Inmaculada (Adi) dijo...

Pues empiezo estupendamente con mi visita, porque ya de primeras este salmón me llama muchísimo la atención... me encanta el salmón y desde luego adoro las patatas como guarnición de muchas cosas, pero sobre todo del pescado y la salsita me parece una auténtica delicia. Además, sabes? tengo una pequeña maceta de tomillo siempre en el jardín para poder usarla en mi cocina, de manera que la receta me viene estupendamente.

Normalmente utilizo el salmón fresco siempre que tengo oportunidad, pero ultimamente vengo comprado para tener siempre a mano en casa un salmón congelado en LIDL, son unos filetes del lomo sin espinas y salen bastante buenos. Ahora tengo un par de cajas de estas y creo que la semana que viene lo prepararé.

Gracias por la receta. Un abrazo y feliz Domingo.